Más que una postal

Una pierna, la otra pierna. Una zapatilla pesada, después la otra. Avanza la señora de gorrito de lana, avanza su pesado cuerpo. Limpia con su bastón el suelo que va a pisar durante las siguientes horas, y se sienta, ahí, en el hueco de una de las gates de la ciudad vieja. Está en Tallin. Y aunque atenta al vaso de plástico rosa para la limosna, parece dormirse en recuerdos, en el olor de los puestos de flores, entre la multitud de piernas que pasan a su lado.

Adentro de la vieja Tallin, los turistas ríen sus horas en los miles de Cafés, bares y restaurantes de flores y toldos. Caminan las intrincadas calles. Y se pierden entre callejones de casas y edificios medievales. Sí, Tallin es una ciudad sacada de un cuento de hadas, me dijeron una vez. Pero también una postal turística si no vas más allá de sus murallas.

La Tallin que me enamoró fue la de afuera. Barrios dormidos de cassas de madera y piedra. Atardeceres de viejos caminando en la vereda, perros y flores silvestres. Una vía de tren invadida de pasto verde. Tranquila ciudad, como de provincia, pero es la Capital del país tenés que recordarte todo el tiempo.

Y para los veranos de sol rajante, Tallin tiene también playa, un mar azul por donde viaja el Ferry a Helsinki (Finlandia), una costanera para recorrer en bici, y varios parques verdes de fuentes , canteros y caminos.

Definitivamente, Tallinn para dormir la siesta, para relajar el cuerpo y descansar el alma. Tallinn para darle un descanso a la rutina. Y, por qué no, decidir quedarse un tiempo más.

MÁS FOTOS, AQUÍ

DATOS UTILES

– Imperdibles: Bicicletear hasta la playa por la costanera, después pic nic en la orilla (y por qué no un baño, aunque el agua es helada), y vuelta por los parques. Caminar por los barrios de alrededor de la ciudad vieja.

– Dónde Dormir: Tallin Backpackers Hostel, es una antigua casa de la ciudad vieja. Super cálida la gente y la casa toda. Buenísima cocina y aún mejor baño. El living es muy cousy y está en el medio de todo. Alquiler de bicis también. € 14 la noche.

– Dónde comer: miles de opciones, aunque Tallinn es una ciudad relativamente cara para ser del Báltico. Lo mejor es comprar en el super y prepararse algo rico en la cocina del hostel. El salmón es extremadamente barato! Taco es un restaurant mexicano que tiene buenos burritos y no es caro, también tiene take away opción. La reina de la Papa es otro barato, la papa es un clásico entre los platos estonianos.

– Cómo llegar e irse:

1. Bus desde San Petersburgo:  seis horas. € 23

2. Bus a Vilnius: € 35

– Dónde cambiar plata cuando llegás: en la bus station o en la ciudad vieja (llegás caminando desde la estacion de bus, 20 minutos)

– Taxi de y hacia la estacion de bus: € 3,5

4 Responses to Más que una postal

  1. pa dice:

    Marin: muy lindas fotos, donde las compras ?
    Un beso, pa

    • Marina Kempny dice:

      en tailandia, las pagué todas juntas cuando compre la camara, fue un combo!

      • Peggy dice:

        The abtiily to think like that shows you’re an expert

      • The dress is gorgeous and so is the bikini 🙂 I didn't know this part of the country, but then again, I don't know much of England, I've only been there once for a little less than a week to go to a wedding in Liverpool, and didn't see much :(But now that I'm living so much closer to it, I intend to visit.I loved the tips about jumble sales on the last post, hopefully, I'll see one or two whenever I go!Have a lovely week,

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: